martes, 25 de octubre de 2011

Perdidos, o por qué alargar las series hasta límites infinitos no trae nada bueno:

Elenco de la primera temporada, pocos llegarán al episodio final
Sé que estábais esperando mi reseña de "¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?" pero os voy a hacer esperar un tiempo, que aún no he releído el libro por falta de tiempo. Así que voy a dar un giro de tema y os voy a hablar del final de Perdidos. Así que si no la has visto, lee bajo tu responsabilidad que no me voy a cortar un pelo.

Por si alguno acaba de llegar de Venus, Perdidos es una serie americana emitida por el canal ABC, estrenada en Septiembre de 2004 y finalizada en Mayo de 2010. Trata de la vida de un variopinto grupo de personas tras un accidente de avión en una isla desierta en medio del Pacífico. Y la verdad, todo empezó muy bien.

Misteriosos personajes como John Locke o Walt hacían que me mordiese las uñas esperando episodios. Queríamos saber más sobre los números malditos de Hurley, sobre el oso polar, sobre la luz de la escotilla, sobre el monstruo, la Roca Negra, los susurros, los Otros, la francesa y muchas más cosas. Un arranque espectacular en el que ibamos conociendo a unos personajes entrañables y a la vez con un misterioso trasfondo. Aventura y emociones fuertes hasta el último minuto de la primera temporada, en el que por fin logran abrir la escotilla



La segunda temporada estaba más orientada hacia el misterio o incluso el terror, siendo la más claustrofóbica de las seis. Personajes constantemente dentro de la escotilla, y la amenaza de los Otros cada vez más presente. La tercera temporada también fue francamente buena, pero se ve que se empieza a estirar el chicle: personajes que no aportan nada (Nikki y Paulo), se abren demasiadas tramas, el mal llevado misterio de Jacob, la casa rodeada de cenizas, flashbacks de relleno cantoso... Pero aún así el final de temporada nos dejó a todos con la boca abierta. Jack y Kate en el aeropuerto, aquel famoso flashforward y la frase: "tenemos que volver".

¿Por qué no acabarlo todo en una cuarta y definitiva temporada? Por la pasta, evidentemente. Van pasando los años y las temporadas, y misterios presentados en los primeros episodios cada vez parecen más lejanos, y las respuestas no llegan, aparecen  respuestas que se contradicen... Aún así, a pesar de todo, las temporadas cuarta y quinta me mantuvieron pegado al asiento. Pero era visto que la trama se les había ido mucho de las manos con unos viajes en el tiempo que crean paradojas sin sentido y una isla que se mueve a través de tiempo y espacio. Estaba claro que había que regresar a los orígenes y dejarse de chorradas. Todos esperabamos que la sexta temporada solucionase esto pero NO.

                                           
Tras este momento final de la quinta temporada, que me hizo flipar tanto que creo que los vecinos pensaron que me daba un ataque, se acaba lo bueno. Uno de los personajes que más me interesaba, Juliet, muerta. Una fuente que resucita gente, un templo con un chino misterioso que no dura ni cinco capítulos, una línea temporal alternativa muy rara que la mayoría de las veces otorgaba mejores momentos que la trama principal, un Locke que ya no era Locke (literalmente), una Claire que ya no era Claire... Hubo un episodio que supuestamente iba a ser el de las respuestas, y con lo que nos encontramos es con una señora loca que adopta a dos niños para que uno de ellos proteja una fuente de luz mágica que los hace inmortales y que es la luz del mundo ¿?¿?¿?¿?¿?¿?. Allá se fueron a tomar por culo las teorías más o menos científicas de Daniel Faraday. Si la solución a todas las preguntas es que un señor que protegía una luz mágica de su diabólico hermano convertido en humo negro que mata gente, se dedica a traer gente a las isla para buscarse un sustituto, ¡quiero que me devuelvan mi dinero! Ah, no... que vi los episodios descargados.

Vista la debacle creo que el último episodio me gustí, sí. Iba con unas expectativas tan bajas que me esperaba ya cualquier cosa y por lo menos fue bonito y tierno. Ver reencuentros como Claire-Charlie o Sawyer-Juliet me gustó, y mucho. Lo peor es cuando te dicen que se reencuentran porque están en una especie de purgatorio y en la última escena de la serie LOS PROTAGONISTAS SE VAN AL CIELO.

Señores guionistas, si se quedan sin ideas no recurran a cosas como esta, por favor. Ya sabemos el rollo de que la serie iba sobre los personajes y no sobre la isla y bla bla bla, pero si plantean unas preguntas, den las respuestas con un mínimo de dignidad, porque lo de la fuente de luz y el tapón a mi no me lo vendéis. Casi prefería esta respuesta...


Pero Perdidos no ha sido el único caso en el que una serie se alarga por cuestiones de vender, y pierde su calidad hasta rozar el ridículo. la sexta temporada de Supernatural nunca debió existir, Aída sigue sin Aída, Héroes se les fue de las manos, en El Internado metieron nazis, Prison Break también se les fue de las manos... Es lo que hace el dinero.

Ahora sí, próximamente, reseña del libro "¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?" Os dejo de despedida una pieza musical de Perdidos que me encanta:



6 comentarios:

  1. EH no es justo esto va a eclipsar mi reseña a Blade RUnner. Todavía ni al he leído xD

    ResponderEliminar
  2. A mi lo que me jodió es que yo en al segunda temporada ya creía que estaban muertos en un purgatorio pero los guionistas dijeron que no, que eso no era cierto y luego que si, y leugo que no y que si. Luego viajes en el tiempo, flashbacks sin sentido, blablabla Que les den por culo.

    ResponderEliminar
  3. Ajajaja, pues lo del purgatorio sí que fue una parida. vale, al final la isla no era el purgatorio pero SI hubo un purgatorio en la 6º temporada

    ResponderEliminar
  4. LO que hubo es demasiada cocaíne, y con fringe tb.

    ResponderEliminar
  5. Hasta el final de la 5ª temporada estuve esperando respuestas y el final de la misma me dejó sin palabras. Con la 6ª... bueno xD lo mejor sería dejar de buscar una solución a los enigmas, pero aun así me mantuvo bastante en tensión, y fue precisamente ese sentimiento de incertidumbre durante toooda la serie lo que hizo que apreciase el final tanto... Ese cambio tan repentino de querer encontrar una maldita respuesta a cosas que se veían a leguas que si la tenían, sería una absoluta tontería de los guionistas, a darse cuenta de todo lo que han vivido los personajes (pues quizás uno supiera lo que les ocurre, pero aun así no era consciente del paso del tiempo y de todas las sensaciones) fue lo que me gustó. Dejar de buscar una explicación y pasar a vivir la historia. Dejar de analizar cada detalle y pasar a empatizarte con esos detalles. Dejar de pensar y pasar a sentir. Y sí, al final van al cielo, pero no es simplemente el cielo, sino lo que ello representa. Si te fijas, en una de las vidrieras de la iglesia están representados los símbolos de las principales religiones, como si todas fueran una. Lo que representa ese cielo en si no es más que la expresión máxima de paz y amor, y eso se da tanto en una religión, como en otra, o como en ninguna.

    El final de Lost únicamente tiene sentido si has visto el resto de la serie y lo has hecho con una mentalidad científica de buscar respuestas, que es lo más probable, pues es a lo que incita el misterio de la serie. Es así cómo te das cuenta del contraste que supone el final. Es una explosión de sentimientos.

    ResponderEliminar
  6. ¡QUÉ BONITO!
    A mi me sigue pareciendo una jodida tomadura de pelo, aunque sí, el episodio final es realmente enternecedor.
    Y sí, me di cuenta de la vidriera; pero me da por saco.

    ResponderEliminar