lunes, 6 de febrero de 2012

La raíz del miedo


Primal Fear (1996, Las dos caras de la verdad, en España...) es el debut cinematográfico de Gregory Hoblit. De aquellas sólo conocidos por dirigir algun que otro capitulillo de famosas series de televisión en los USA. Ahora es productor y director, y es el creador de películas como Fractura, La guerra de Hart, Fallen, Rastro oculto o Frecuencia. La mayoría de ellas son thrillers con protagonistas policías y abogados. Se dice que Hoblit está obsesionado con este tema por que su padre fue agente de la ley. La verdad, no es un gran cineasta, pero al menos sus películas son entretenidas y tienen un mínimo de calidad, ya es algo. No es el caso de Primal Fear. Su primer largometraje en al gran pantalla es, el mejor de todos los filmes que ha hecho, sencillamente genial. No sólo cuenta con una gran estrella del momento Richard gere (Si, era una estrella, que queréis que diga) si no que nso descbre a uno de los mejores acotores vivos que existen, Edward Norton, que ganó un Globo de oro y casi gana un Oscar por su magnífica interpretación, se lo arrebataría Cuba Gooding JR. por Jerry McGuire (Que vergüenza). En principio se quiso a Leonardo DiCaprio pero rechazó el papel, por "ironías" de la vida este hombre triunfaría con Titanic en 1997.


No hablaré mas de la cuenta en el argumento, y , como siempre os aconsejo, no busquéis información si no queréis comer el filete soso: Las dos caras de la verdad nos cuenta como Martin Vail,(Interpretado por el siempre mediocre Gere) un rico abogado defensor famoso en televisión, trata de demostrar la inocencia del joven de 19 Aaron Stampler (Norton)que es acusado de asesinar al caritativo arzobispo Rushman.


Recomiendo el visionado de la cinta con la mente despejada, sin ir de listillos. Ya sé que actualmente, los hechos que nos se nos quiere contar ya están muy manidos. Si, es cierto que poco hay que innovar en este género (El dilema, Sleepers, La red social... no son muy superiores a esta). Pero os diré que Primal Fear llega a competir, por momentos, con las grandes del drama judicial. Hoblit abusa tanto de los primeros planos que nos dejamos llevar y entramos en la mente de los protagonistas con suma facilidad, así conseguimos arrastrarnos por la fluidez de los acontecimientos que suceden en pantalla y que los giros de guión nos pillen desprevenidos, sorprendiéndonos. Realmente creemos en lo que esta ocurriendo y nos quedamos pegados a la butaca toda la película. No os preocupéis por el aburrido Gere, pues el personaje le sienta tan bien, que aun que se le queda un poco grande, lo disimula bien. Lo mejor del film es cuando Norton y Richard comparten pantalla, gozamos de lo lindo. Mientras que al estrellita del momento pone siempre al misma cara de ricachón, Edward se lo come en todos los planos con unos gestos faciales perturbadores e inocentes.


Si os sentáis en modo agresivo, buscando todos los puntos sobre las íes puede que se haga algo previsible, pero no por ello es un producto de mala calidad. En definitiva es una americanada mas, surrealista y eso, pero bien hecha. La recomiendo para pasar unas dos horas muy entretenidas.
Para ver, hay que creer.



PD: No se que tendrán los noventa que a mi me encantan. Friends, Freaks and Geeks, El decepcionante cierre de El Padrino, Matrix, La milla verde, Cadena perpetua, La princesa Mononoke, Muerte entre las flores, Atrapado por su pasado, Underground, Lock & Stock, Casino, Uno de los nuestros, Braveheart, El club de la lucha, The Game, Seven, Trainspotting, Sospechosos habituales, Reservoir dogs, Pulp fiction, EN nombre del padre, Twin Peaks, Los Soprano, El silencio de los corderos, Sin perdón, American History X, Parque jurásico, La lista de Schindler, Fargo, EL rey león, LA Confidential, Salar al soldado Ryan, El sexto sentido, El gran Lebowski, Forrest Gump, etc....

2 comentarios: