jueves, 2 de febrero de 2012

Never Let Me Go:

Me gusta el inglés. Me encanta como suenan las palabras en ese idioma. Soy asiduo a ver series o películas en inglés y la mayoría de las veces las disfruto más que en mi propio idioma. También acostumbro a leer en inglés para no perder práctica en el idioma, así que cuando un amigo de traducción me dijo que iban a leer para clase una novela llamada "Never Let Me Go" no pude sino acordarme de la película de mismo nombre que había visto. Como ya dije en otro post, no me gusta leer un libro después de haber visto la película pero qué se la va a hacer. Me decidí por leerlo.

El autor es un señor japonés con el curioso nombre de Kazuo Ishiguro (derecha), pero se le considera escritor británico ya que desde muy pequeño vivió en el Reino Unido. Publicó "Never Let Me Go" en 2005 y la popularidad de la novela creció gracias a la adaptación a la gran pantalla protagonizada por Keira Knightley, Carey Mulligan y Andrew Garfield.

 Tal vez a causa de ya haber visto la película y saber de qué iba la historia el libro me resultó bastante sencillo de leer, y no llega a las trescientas páginas. Así que si podéis echarle un ojo a su versión en castellano hacedlo. Pero sabed que en castellano la novela se ha títulado diferente: "Nunca me abandones"

Por algún perturbador motivo hemos pasado de "no me dejes marchar" a "nunca me abandones". Sinceramente no sé a qué ha venido el cambio de título y más sabiendo que la novela se llama así a causa de una canción que escucha una de las protagonistas. Cabe destacar que la canción fue escrita especialmente para la obra, no existía de antemano.



Antes de que os cuente más, el libro es un dramón. Pero un dramón muy gordo. Ya la película es ultra siniestra a la vez que preciosa, así que imaginaos la novela. No deja un buen cuerpo después de leerla y te sientes francamente incómodo mientras la lees, pero no puedes dejarla. Y a pesar de que practicamente desde el principio sabes lo que le va a saber a algunos personajes al más puro estilo de "Crónica de una muerte anunciada", no paras de leer. Quieres saber cómo han llegado a esa situación los tres protagonistas...

Kathy, Ruth y Tommy son tres alumnos del centro privado Hailsham; donde todo es aparentemente idílico... Nada más lejos de la realidad. Los niños van a clases, hacen deportes, juegan, etc. Pero hay algo que no va bien. Algunos de los guardianes o cuidadores parecen tenerles miedo, pues estos niños tan dulces no son lo que parecen. Son, por así decirlo, animales en el matadero.

Kathy, Ruth y Tommy en la versión cinematográfica

Estos pobres niños son clones de gente cualquiera, y son criados en la cautividad de Hailsham mientras los cuidadores esperan a que crezcan y sus órganos maduren... y entonces estarán listos para donar. Y si alguno está pensando en la peli "La Isla" de Michael Bay, ¡NO! Esto es un rollo totalmente distinto. Never Let Me Go se centra en el drama de los muchachos al saber para qué han sido creados; e inclusive, en el drama de algunos cuidadores que, o bien tienen miedo de los muchachos, o los compadecen sin poder hacer nada.

Así pues, los niños crecen sabiendo que a los veinte o veinte y pocos años van a empezar a donar órganos y que, probablemente antes de los 25 ya hayan completado, como lo llaman ellos. Vamos, que la palman. Y lo realmente aterrador no es esta idea de criar humanos como ganado, sino el hecho de que estos mismos humanos acepten su futuro con total tranquilidad. Lo asumen pues los han preparado para ello durante toda su vida...

Con esto seguro que es suficiente para llamar vuestra atención, así que el resto espero que sea sorpresa si decidís leer el libro. Eso sí, como consejo: no veais ningún trailer o avance de la peli pues hay varios que destripan totalmente la novela...

Y os aviso, tanto por la trama como por el amplio contenido sexual extravagante que puede contener, "Never Let Me Go" no es en absoluto recomendable si lo que quieres es simplemente sentarte a pasar un ratito relajado leyendo, que a veces es lo que francamente necesitamos...

¡Nos vemos en el próximo artículo!

2 comentarios:

  1. Me gusta la reseña, sí, señor! La verdad es que lo has contado tal cual! :)

    ResponderEliminar
  2. Caray, pues parece interesante y a mi en principio no me llamaba nada la atención!

    ResponderEliminar