jueves, 5 de julio de 2012

Dead Space (III)

Estos últimos meses se ha hablado mucho de Dead Space 3. Ya se han mostrado imágenes y trailer por doquier. Y se ha especulado sobre un posible modo cooperativo. Al parecer, EA quiere hacer énfasis en los combates y nuestro protagonista podrá rodar por el suelo y hacer uso de coberturas. Y el juego se desarrollará en espacios nevados donde luchares con necromorfos y también humanos.  Parece que EA o esta perdiendo el norte, o va a hacer un juegazo. A mi me recuerda mucho a lo que hicieron con Mass Effect, una saga que su primer capítulo fue lanzado como un título de rol y al final acabo siendo un puro shooter en tercera persona. Ya veremos que pasa.




Por este motivo, he decidido ponerme las pilas,  empezar a jugar a Dead Space 2 y verme la película de animación que enlaza Dead Space con su segunda parte. Se llama Aftermath y aun no está doblada al español.


En el largo metraje de una hora y diez minutos aproximadamente de duración se nos cuenta que le ha sucedido a Isaac Clarke después de los hechos sucedidos en Aegis 7 y el Ishimura. Isaac ha desaparecido en el espacio y no hay ni rastro de el. Pero una nave llamada O'bannon se dirige a Aegis para recuperar la famosa Efigie. Y como no podía ser de otra manera, nadie está preparado para lo que va a suceder a continuación.

La fórmula de la primera película prácticamente se repite en esta. Aftermath es una precuela de Dead Space 2 que nos mete de lleno en el juego. Así que tenemos el mismo error, no funciona de manera independiente. Pero la historieta es considerablemente mejor que en Downfall. La animación ha mejorado considerablemente. Se combinan varios tipos de dibujo a lo largo de cuatro historietas que cuentan los cuatro personajes principales. Ese detalle me ha gustado, por que cada personaje cuenta la historia de una forma subjetiva y el cambio de estilo ayuda a meterse en la trama.


Personalmente lo recomiendo sólo a personas que hayan jugado a los videojuegos. Ni siquiera es de visionado obligatorio pues lo que cuenta es mas bien poco esclarecedor.
Y recordad, para ver hay que creer

No hay comentarios:

Publicar un comentario